Santiago Abascal ha planteado al presidente del Gobierno la adopción de medidas de calado para paliar la emergencia económica que sufre el país.

España vive días difíciles y es responsabilidad de todos los partidos políticos buscar soluciones a la emergencia sanitaria y económica que vive nuestra nación. Santiago Abascal ha mantenido un encuentro por vía telemática con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el que le ha presentado un paquete de seis medidas económicas y sociales que detallamos a continuación:

1- Plan De Contingencia Fiscal para reducir las cargas fiscales de las familias en la situación de confinamiento o aislamiento y compensar las pérdidas derivadas del incremento del paro o paralización actividad empresarial; tanto en impuestos estatales, como municipales (IVA, IBI, TASAS vinculadas a la actividad económica).

2- Plan de Contingencia Laboral que incluya exención pago cuota de autónomos durante el período que dure hasta que se declare formalmente el fin de la pandemia y bonificación del 100% de los costes de alta y cotizaciones sociales para contratación definitiva y 50% para contratación temporal de nuevos empleos.

3- Aplazamiento generalizado del pago de impuestos y cuotas de la Seguridad Social. Si el Estado paraliza la actividad o la aplaza, en lógica correspondencia debe aplazarse a los ciudadanos sus obligaciones fiscales y de cotizaciones.

4- Línea de crédito al 0% para grandes empresas y Pymes con el fin de reducir al máximo los ERES y ERTES.

5- Plan Nacional para incentivar el consumo interno o compensar en los sectores más perjudicados: educación, hostelería, turismo, logística y transporte.

6- Proteger al mercado y a los ahorradores de la especulación de los financieros globalistas. Se trata de proteger al mercado de valores de quienes fomentan el pánico para vender la acción a futuro, obteniendo ganancias a costa del miedo que ellos mismo han contribuido a generar.