Congresistas y políticos están pidiendo la dimisión del gobierno de EEUU, cada vez hay más peticiones.