El juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena desautoriza a la Abogacía del Estado en cuanto al estado de la inmunidad de Carles Puigdemont y por lo tanto informa a la Justicia italiana que la euroorden sigue vigente para esa detención.