El Pollo Carvajal insiste en la versión de la financiación chavista al partido morado, pero la Audiencia Nacional no le da tregua y confirma su extradición a EEUU y dice que no corre riesgo mientras al parecer lo han querido «pelar» el viernes pasado en la prisión de Estremera.